ULRICH PERREY / DPA-POOL / DPA PICTURE-ALLIANCE VIA AFP

Los resultados de los estudios realizados con el fármaco remdesivir para el tratamiento de la Covid-19 se reciben con cautela en la comunidad científica mundial.

El doctor Anthony Fauci, epidemiólogo y principal asesor del presidente Donald Trump durante la pandemia por Covid-19, anunció que en un ensayo realizado con este medicamento el 31% de los pacientes se recuperó más rápido que los que recibieron un placebo.

Fauci dijo que si bien los efectos del remdesivir no eran un ‘golpe de gracia’ del 100% si era una prueba importante de qué compuesto puede bloquear al virus.

El estudio, que comenzó el 21 de febrero, se llevó a cabo con 1,063 pacientes de 47 localidades de Estados Unidos y otros 21 lugares de Europa y Asia.

Dos investigadores, Stephen Evans, de la Facultad de Medicina y Enfermedades Tropicales de Londres, y Babak Javid, de la Facultad de de Medicina de Tsinghua, coincidieron en calificar el resultado como ‘prometedor’ pero sin ser ‘espectacular’ o una ‘solución mágica’.

La revista médica británica The Lancet amplió un reporte que publicó una semana antes la Organización Mundial de la Salud. Este mostraba que no hubo resultados positivos en un ensayo más pequeño efectuado en China con el remdesivir.

Para el ensayo se utilizó a 237 pacientes de Wuhan sin detectar efectos alentadores del remdesivir. Vale mencionar que la prueba se detuvo porque no pudieron reclutar suficientes personas para demostrar su objetivo pues la epidemia ya estaba bajo control.

Esta no es la primera vez que un fármaco despierta esperanza para su uso en el tratamiento de la Covid-19. Anteriormente los médicos han probado con hidroxicloroquina y cloroquina, drogas que se utilizan para combatir la malaria, bajo una modalidad llamada de ‘uso compasivo’ es decir a la que se recurre cuando no hay tratamiento conocido.

En México el subsecretario de Salud, Hugo López Gatell, informó que la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) había autorizado tres de cuatro ensayos clínicos de procedimientos contra el nuevo coronavirus, uno de ellos con remdesivir.

Otra terapia con la que se ha experimentado es la recolección de anticuerpos de personas que han superado la enfermedad para inyectárselos a pacientes o recolectar anticuerpos de ratones genéticamente modificados que fueron infectados deliberadamente.

Con información de AFP.

La baja mutación del coronavirus abre la puerta a una vacuna general

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Ingrese su nombre