¿Puede una mutación hacer azul a una persona como en X-men?
20th Century Fox / Marvel

X-Men es uno de los grupos de superhéroes más diversos de los cómics. Sin embargo, Mystique, Apocalypse, Beast y Nightcrawler son solo algunos de los mutantes y miembros de tal equipo que comparten esta característica: son azules.  

X-Men: Blue Mutants Are Everywhere. Why No Blue Humans?
thescienceof.org

El sitio thescienceof.org, creado por un colectivo de educadores y comunicadores STEM (Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas), se dio a la tarea de averiguar si en la vida real es posible que la piel de un ser humano sea de color azul debido a una mutación. Esto fue lo que encontró:

Como lo explicó el doctor Eric P. Spana, profesor de biología en la Universidad Duke con sede en ‎Durham, Carolina del Norte (Estados Unidos), a thescienceof.org, “hay solo unos pocos organismos en la Tierra que pueden generar pigmento azul, como algunas especies de mariposas, por ejemplo. Y no hay vertebrados”. 

Esto indicaría que la gente no puede ser azul. “Pero hay gente azul”, agregó el colectivo en su investigación, “no, en serio, gente azul”.

Los Fugates azules 

X-Men
thescienceof.org

Los Fugates fueron una familia estadounidense que vivía en las colinas de Kentucky. Sus miembros eran conocidos en la zona como los Blue Fugates o los Fugates azules, debido al color de su piel. Como en el caso de los X-Men con la misma condición, éste les era causado por una mutación

Alrededor del año 1800, Martin Fugate y Elizabeth Smith iniciaron una familia. Ambos eran portadores del gen de la metahemoglobinemia recesiva (met-H). Como resultado, sus descendientes nacieron con este mismo rasgo genético. El último de los Fugates del que se tiene registro es Benjamin Stacy, nacido en 1975.

“Pensando en la biología y en pocas palabras, los rasgos recesivos solo se expresan cuando un individuo hereda dos copias: una del padre y otra de la madre”, detalló thescienceof.org, destacando que ese fue precisamente el caso de los descendientes de Elizabeth y Martin Fugate. “La enfermedad (metahemoglobinemia) es el resultado” de ello. 

La metahemoglobinemia es una enfermedad caracterizada por la presencia de un nivel anormalmente alto de metahemoglobina (met-Hb) en la sangre, una forma de hemoglobina que no transporta oxígeno. Esto se traduce en una reducción en la capacidad de los glóbulos rojos para transportar y proporcionar oxígeno suficiente pa todo el cuerpo, y aparece la cianosis, tornando la piel azul.

“Cuando tienes mucho frío, tus labios también se vuelven azules, en gran medida por la misma razón: los capilares de tus labios y otras extremidades se han cerrado para asegurar que el calor de tu cuerpo permanezca en tu núcleo. Como resultado, no tanto oxígeno y tu piel pierde su color regular”, dijo el colectivo en su publicación. 

El doctor Spana consideró que la metahemoglobinemia puede parecer poco probable como la causa del color azul en los X-men, “ya que el bajo nivel de oxígeno causa problemas de salud sustanciales”. 

Sin embargo subrayó que “hay casos en los que las personas con metahemoglobinemia son saludables, donde 10-20% de la hemoglobina en su sangre es metahemoglobina y se combina con una disminución en los niveles de diaforasa. Están bien. Hay informes de individuos con metahemoglobinemia que viven bien en su octava o novena década y que tienen familias bastante grandes”. 

Luna Fugate, quien vivió hasta los 84 años y tuvo 13 hijos, es uno de estos casos. Hay registros de que tenía la piel azul oscuro, “la más oscura de todas las Fugates del este de Kentucky”, destacó thescienceof.org

Entonces, las personas azules si existen; el color de su piel sí tiene que ver con mutaciones, y muchas de ellas son bastante saludables, concluyó el colectivo.

Puedes leer el estudio completo aquí

Los mutantes son reales y tú puedes ser uno de ellos. Lee más aquí.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Ingrese su nombre