¿Nuevo trabajo? Empieza con el pie derecho con estos cinco tips
iStock

Encontrar o cambiar de empleo no es una tarea sencilla, pero es solo el primer paso en el camino hacia la próxima meta en tu desarrollo profesional.

Si ya obtuviste el puesto que buscabas y estás por iniciarte en un nuevo trabajo, debes saber que el principio no será fácil. Por ello, te presentamos cinco tips que pueden ayudarte a alcanzar la productividad más rápidamente y con menos estrés.

Estos fueron compartidos con Tec Review por Hays PLC, un grupo de reclutamiento profesional originario de Londres, Inglaterra, con presencia global.

Sé conciente: nadie llega siendo un experto

Para empezar, es importante que comprendas y aceptes que es totalmente normal sentirse abrumado e incómodo cuando comienzas en un puesto laboral. Todos pasan por sentimientos como el miedo y las dudas durante las primeras semanas, en especial cuando se empieza en una profesión totalmente nueva o en una industria diferente, pero esto ocurre aunque únicamente hayas cambiado de compañía. Te recordamos que los líderes de cualquier empresa no deben esperar que seas un experto desde el primer momento. En la mayoría de los casos incluso tienen en mente que pueden pasar hasta un par de meses antes de que seas realmente productivo.

Haz preguntas, ¡muchas!

Hacer preguntas resulta clave para convertirte en un experto en tu nuevo trabajo. Al no ser inquisitivo durante sus primeras semanas, también corres el riesgo de que tu jefe piense que no te interesa el o que tus colegas piensen que no valoras su opinión. Puedes usar preguntas abiertas para alentar a la persona que te está entrenando a que te brinde mucha información. Las preguntas cerradas, por otro lado, son útiles para obtener respuestas específicas. También puedes aclarar las instrucciones pidiendo ejemplos, sobre todo si no estás seguro de cómo abordar una tarea. Finalmente, puedes resumir y verificar tu comprensión con preguntas reflexivas, por ejemplo “Entonces, ¿primero debo generar el pedido en el sistema y luego procesar la factura?”. Escucha atentamente y toma notas para asegurarte de que no olvides nada.

Responsabilízate de tu propio aprendizaje

En tus primeras semanas es probable que recibas una gran cantidad de materiales de capacitación y recursos de aprendizaje diferentes que te ayudarán a ponerte al día, como libros de trabajo, cursos de aprendizaje electrónicos o físicos y video tutoriales. Te recomendamos aprovechar al  al máximo estas herramientas y asumir la responsabilidad de tu propio aprendizaje. Si no revisas las guías o completas las capacitaciones te tomará más tiempo tener éxito en tu nuevo rol. Además, esto también frustrara a la persona que te está enseñando, ya que tendrá que volver a cubrir lo básico y tendrá la impresión de que no estás respetando su tiempo. Dedica a diario el lapso que consideres necesario y esfuérzate. También puedes realizar investigaciones adicionales de forma independiente leyendo libros, revistas o blogs relevantes de la industria o buscando recursos en línea.

No descuides tu salud

Comenzar un nuevo trabajo puede ser estresante mientras intentas aprender todo y tratas de ser conscientemente competente. Pero esto puede agravarse si no cuidas de tu salud, mientras que, de lo contrario, evitar el agotamiento mental y laboral. Si bien puedes sentir la necesidad de dedicar muchas horas a tu nuevo trabajo y de mostrar tu esfuerzo, cruzar el límite de lo sano resultará contraproducente. La clave está en equilibrar el trabajo y tu vida personal. Asegúrate de descansar lo suficiente porque una buena noche de sueño es fundamental para la concentración y la eficiencia, especialmente si aún estás en la etapa de aprendizaje, ya que debes estás lo más fresco y alerta posible. Si dejas de ir al gimnasio, trabajas demasiadas horas, descuidas tu dieta y tu salud mental, seguramente tardarás más en avanzar hacia la productividad.

Ya eres productivo, ¿ahora qué?

Después de trabajar duro durante semanas o meses, lo consigues: ¡alcanzar la productividad! Pero, ¿qué sigue? Primero recuerda que los seres humanos nunca dejamos de aprender, sigue invirtiendo tiempo y esfuerzo en adquirir nuevos conocimientos. También te exhortamos a no caer en el trabajo en modo de “piloto automático”, ya que esto puede mantener malos hábitos. Continúa solicitando y recibiendo consejos o comentarios de quienes te rodean en la oficina y nunca dejes de buscar nuevos retos.

La técnica Pomodoro o cómo concentrarse más en el trabajo

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Ingrese su nombre