Eréndira Reyes

Por: Eréndira Reyes 

En un mercado donde cada vez los smartphones se acoplan más a necesidades casi únicas y personalizadas, el perfeccionamiento de herramientas cobra sentido. En este caso el Motorola One Macro ofrece un lente macro, que a grandes rasgos permite hacer tomas a tan solo dos centímetros de distancia o técnicamente permite realizar fotomacrogafría con rangos de aumento de 0.5 X o hasta mayores.

Por ende si eres fanático de las miniaturas, de tomar el detalle de las gotas de agua suspendidas en una hoja o quieres presumir algún arete, esta cámara te hará la vida más fácil.

Lee: Reseña: Moto g8 Play, el smartphone que pone a prueba el movimiento

Cámara de Motorola One Macro

Al ser su joya y valor agregado revisar la cámara y lentes que tiene este equipo es fundamental para entender su integración. En este sentido, el lente con el que cuenta el Motorola One Macro puede presumir de tener tomas cinco veces más nítidas que su competencia en este caso específico de imagen.

El equipo tiene una cámara frontal de 8 megapíxeles y una cámara trasera de 13 megapíxeles con sensor de profundidad de 2 MP y un lente macro de 2MP. Pues bien, en el caso de la cámara frontal debo admitir que en general cumple con las típicas selfies donde hay luz, sin embargo al momento de querer tomar una foto con el flash me pasaron dos cosas: o se iluminaba demasiado o tardaba mucho en enfocar y por lo mismo la imagen salía movida. Sin embargo la cámara trasera y sobre todo su lente macro sí lograron sorprenderme.

Eréndira Reyes
Eréndira Reyes

Cuando se trata de explorar las herramientas más pulidas en los equipos explorar opciones se vuelve un objetivo, y en este sentido puse a prueba el equipo tanto para fotografiar aretes, como para hacer tomas de cómo se suspenden las gotas de una planta. Los resultados fueron mejores de los que esperaba y entendí que los alcances de este lente son variados, pues si eres un fanático de los detalles, no sólo ayudará a que las tomas a escasos dos centímetros se vean mejor, sino también en tomas menos encuadradas.

Diseño y desempeño

Al hacer el análisis del equipo en el día a día el equipo tiene varios aciertos pero también le faltan ciertas amenidades que dentro de la gama donde quiere competir podrían ser la diferencia.

En el caso del diseño, el equipo tiene una pantalla de 6.2 pulgadas con un sensor de huellas dactilares en la parte trasera del equipo y viene en dos modelos: morado y azul, ambos metalizados y con un acabado que se difumina con la luz, lo que le da un aspecto bastante juvenil.

Al costado derecho tiene los botones de volumen y el de encendido, en la parte superior viene la entrada física de los audífonos que en lo personal no me gustó, pues considero que estorba por momentos, sobre todo cuando quieres hacer una videollamada y el manos libres aparece. En el costado izquierdo está la entrada de la SIM y una ranura para ampliar el almacenamiento. Abajo está el puerto de carga, que es USB-C.

El almacenamiento de fábrica es de 64 GB (en los One Action y One Zoom, inicia en los 128 GB), aunque se puede expandir hasta 512 GB por medio de una tarjeta microSD, algo que podría ser negativo al momento de decidir comprarlo o no.

En cuanto a su procesador, el Motorola One Macro tiene un Media Tek P70 de ocho núcleos y una memoria RAM de 4GB, además de una batería de 4,000 mAh, o sea a grandes rasgos se trata de un equipo que cuenta con amenidades casi estándar en la gama media y que en el día a día cumple, pues la batería logra rendir lo suficiente para un uso multitarea: llamadas, redes sociales, toma de vídeos y fotografías, así como interacción entre varias aplicaciones.

Conclusiones

El Motorola One Macro tiene diversas herramientas que lo podrían posicionar en la gama media alta pero que lo dejan ante una competencia un tanto voraz, pues además del almacenamiento no tiene amenidades como la carga inalámbrica. Con un costo de hasta 5,500 pesos, el equipo podría ser la opción de un mercado de gama media baja que quiera una muy buena cámara para hacer tomas detalladas, pero que para aquellos que gustan de más almacenamiento o salgan mucho a espacios con poca luz la opción de fotografiar una moneda podría no serles atractiva.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Ingrese su nombre