(Photo: iStock)

Que las antenas de la tecnología 5G de las redes móviles esparcen el coronavirus o que comer aguacate te hace inmune… no puede ser más falso, pero muchas personas lo creen sólo porque lo ven en algún sitio en internet, sin verificar de dónde proviene.

En medio de la pandemia por la Covid-19, jóvenes científicos mexicanos emprendieron la lucha en contra de otro virus: las ‘fake news.

A través de “MexiCiencia“, un grupo de investigadores se ha dado a la tarea de derrumbar mitos y creencias erróneas sobre temas de actualidad y, ahora, sobre el coronavirus.

Con su sitio de internet y en redes sociales con su cuenta @MexiCiencia, los mexicanos que trabajan en el extranjero buscan acercar el conocimiento a la sociedad y poner su trabajo científico para desmentir mitos sobre la propagación del SARS-CoV-2.

Francisco Cuéllar Pérez, biólogo que estudia la expresión genética en células cancerosas y forma parte de MexiCiencia, dice que su preparación les ayuda a evaluar los datos disponibles.

“La preparación que tenemos nos permite evaluar y ponderar datos. Tenemos acceso y la facilidad para leer artículos científicos y a partir del debate entre nosotros, elaboramos un contenido para explicar, lo más accesiblemente, a la población para que esté informada”, señala.

El daño de las fake news

Si bien algunas personas pueden entender que ciertas fake news son formas de humor para expresar temas de actualidad, otras personas las toman muy en serio, advierten.

Durante 2020, la desinformación por este tipo de notas ha provocado el incendio de mástiles de telecomunicaciones en Reino Unido, la irrupción de familiares de un fallecido por el virus en un hospital en Ecatepec, en el Estado de México, así como que la ingesta de alimentos ‘alcalinos’ que, se cree, impiden padecer esta enfermedad.

“Vi un texto sobre que el aguacate tiene un pH de 18 y que te protegía contra la Covid-19. Eso no es cierto. Nadie se va a enfermar por comer aguacate, pero el problema es que muchas fake news si pueden llegar a ser peligrosas como auto medicarse”, alerta Adriana Cortés Gómez, veterinaria zootecnista y con formación en epidemiología en zoonosis, es decir, en enfermedades que se transmiten de animales a humanos y viceversa.

¿Por qué creemos en las fake news?

Una de las razones, coinciden los jóvenes científicos, es la falta de educación, pero a nivel psicológico, el miedo acompaña nuestras creencias erróneas respecto a los fenómenos que no comprendemos.

La zooctecnista, Adriana Cortés, dice que creer en fake news nace del miedo y de la desinformación en general que lleva a la gente a buscar opciones para sentirse más seguro.

“El bajo nivel educativo y no tener un pensamiento más crítico dificulta discernir una noticia falsa de una que no lo es. Además, el miedo hacia lo desconocido o lo que no entendemos se manifiesta en las ganas de tener algo que te haga sentir mejor”, explica Cuéllar.

Lee: Tu cerebro se niega a creer en Covid-19 y esta es la razón

Para Alejandro Sánchez, científico especialista en genómica y bioinformática, la tendencia de muchas personas a negarse a creer en el coronavirus como una enfermedad se debe a que por la cuarentena estamos pasando por un duelo, que consiste en la pérdida de nuestro estilo de vida anterior a la pandemia.

“La gente ya no puede vivir como vivía hace cinco meses y para nosotros los científicos y los médicos es una carrera contra el tiempo”, señala Sánchez sobre el desarrollo de vacunas o tratamientos que ayuden a mitigar los contagios.

Tips para identificar fake news

Algunas noticias falsas son más fáciles de discernir que otras. En general, la empresa de telecomunicaciones AT&T recomienda seis consejos para evitar caer en engaños:

  • Lee la noticia completa, no sólo el titular. Los titulares de fake news suelen ser llamativos o sensacionalistas, mientras que el cuerpo de la nota puede tener errores de redacción, faltas de ortografía o incluso fechas no actuales.
  • Compara el titular con otros en un buscador. Los resultados permitirán saber si otros medios han corroborado o desmentido la información.
  • Desconfía de los mensajes reenviados en redes sociales. Los más peligros son lo que te piden iniciar sesión en redes sociales, solicitan información personal o instalen complementos para abrir archivos adjuntos.
  • Si la noticia hace referencia al autor de la información, asegúrate que retome información oficial, sea especialista en el tema o parte de una institución de prestigio.
  • Si la información es sobre una institución o empresa, asegúrate de que ésta se encuentre disponible en su página oficial o en sus cuentas de redes sociales verificadas.
  • No compartas información automáticamente en tus redes. Sé escéptico y no contribuyas a la desinformación que, en estos momentos de contingencia, se vuelve aún más sensible.

Tec Review crece: estrena sitio en inglés y podcast. Sigue nuestros contenidos.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Ingrese su nombre