Prueba de refuerzo Northrop Grumman FSB-1 para el sistema de lanzamiento espacial de la NASA. (Foto: NASA)

La NASA está trabajando para llevar a la primera mujer y al próximo hombre a la Luna para el 2024. El cohete SLS, la nave espacial Orion, Gateway y Human Landing System son parte de la columna vertebral de la Agencia para la exploración del espacio profundo.

El programa Artemis es el siguiente paso en la exploración espacial humana, forma parte del enfoque que tiene Estados Unidos para ir de la Luna a Marte. La experiencia adquirida allí permitirá el próximo gran salto de la humanidad: mandar a los humanos al planeta rojo.

SLS es el único cohete que puede enviar a Orión, astronautas y suministros a la Luna en una sola misión.

Las fotografías del siguiente paso de la exploración espacial
(Foto: NASA)

Las pruebas

La primera prueba de refuerzo de cohetes sólidos para misiones del Sistema de lanzamiento espacial (SLS) más allá de Artemis III. En las imágenes, se puede ver una prueba de fuego caliente de dos minutos, en las instalaciones de prueba T-97 Northrop Grumman en Promontory, Utah.

El propulsor de apoyo de vuelo es estructuralmente idéntico a cada uno de los propulsores de cohetes sólidos de cinco segmentos en el cohete SLS y produce más del 75 % de la capacidad de empuje del cohete.

La prueba de refuerzo de apoyo de vuelo se basa en pruebas anteriores y permitirá a la NASA y Northrop Grumman, el contratista principal de refuerzo de SLS, evaluar el rendimiento del motor utilizando nuevos materiales.

¿Te interesan nuestros contenidos? Puedes suscribirte gratis a nuestro newsletter

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Ingrese su nombre