iStock

 

El Hot Sale de mayo 2020 fue un salvavidas en medio de la pandemia por la Covid-19, con ingresos estimados por 6,900 millones de pesos en ventas.

Del 22 de mayo al 1 de junio, los once días que duraron los descuentos, las ventas crecieron 350%, con respecto al mismo periodo del año pasado, afirma Erick McKinney, vocero de Adyen en México, una plataforma de pagos digital, que da servicios a otras empresas como Uber, Spotify, Microsoft, entre muchas otras.

“Seis de cada 10 compradores de esta temporada de ventas online se apegaron al aislamiento, como lo recomendaron las autoridades, lo que incrementa el interés por acudir a las plataformas digitales y adquirir productos en línea”, señala McKinney.

Asegura que para las empresas que han logrado hacer la transición de ventas de puntos físicos a plataformas digitales, el e-commerce se ha posicionado como una alternativa para aumentar de sus ingresos durante el confinamiento por la cuarentena.

Mientras, las tiendas y actividades no esenciales permanecen cerradas en la mayor parte del país por el alto número de casos activos, la actividad económica encontró en las compras por internet un salvavidas ante la crisis económica provocada por el virus SARS-CoV-2.

En los seis años que la Asociación Mexicana de Ventas Online (AMVO) ha organizado este evento con descuentos especiales vía internet, es la primera vez que los ingresos crecen a ese nivel, debido -principalmente- a que las ventas online son un recurso ante el confinamiento.

Desde 2015, Hot Sale es apoyado por eBay, la plataforma de ventas que ha registrado crecimientos de hasta 40% en las ventas online en 2019, especialmente las transacciones vía dispositivos móviles, cuenta Juliana Camargo, líder de marketing y merchandising de esta empresa.

“Los picos de venta ocurren entre las 11 de la mañana y las ocho de la noche pero vemos también que hay usuarios en la noche esperando por las promociones desde que inicia Hot Sale”, dice Camargo.

Y es que en esta edición, algunos de los artículos más buscados –como teléfonos celulares- tuvieron descuentos de entre 15% y 30%.

Contra el pronóstico

Dada la crisis sanitaria por la Covid-19 que obligó a gobiernos de todo el mundo a declarar la cuarentena y evitar salir de casa, el efecto en México fue una pérdida de 12 millones de empleos, formales e informales durante abril, de acuerdo con cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

Sin embargo, entre los mexicanos las ofertas sí fueron atractivas. Aunque compraron relojes, tenis y otros artículos, también dispositivos médicos.

“Las categorías que generaron mayores artículos comprados fueron termómetros, medidores de temperatura (tipo infrarrojo), fundas para celular y videojuegos”, de acuerdo con un reporte que eBay compartió con Tec Review.

Para evitar la especulación en el precio de artículos como cubrebocas e insumos médicos de primera necesidad, estos no están siendo vendidos en la plataforma a fin de proteger a los consumidores, explica Camargo.

Más compras

Todavía hay oportunidad de que más mexicanos se aventuren a hacer compras en línea, ya que solo 22.1% de los más de 80 millones de usuarios de internet en el país lo usan para comprar productos, de acuerdo con cifras del Inegi a 2019.

“Durante la pandemia se exacerbó la parte de la logística (para las ventas en línea), el reto no es para las empresas grandes como Amazon, es para los comerciantes locales porque las entregas en la última milla es algo presencial, tienen que subcontratar personas”, señala Jesús Romo, analista de Telconomia, un consultaría especializada en el impacto de la política pública en materia de Telecomunicaciones.

Otro desafío es la tasa de transmisión de la Covid-19 a través de billetes y monedas, que aún se analiza, por lo que los pagos digitales pueden ser una solución que evite más contagios.

“La nueva normalidad debe ser menos dinero en efectivo y más comercio en línea”, señala Jorge Bravo, analista y director general de la consultoría Digital Policy & Law.

El especialista prevé crezcan más las ventas en línea hasta que sean la forma dominante de pago.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Ingrese su nombre