Envato Elements

Por Liliana Corona

Al iniciar la primera semana laboral de 2020, Facebook dio una noticia que se anticipa al clima electoral de este año en Estados Unidos. De cara al proceso, pero sin mencionarlo explícitamente, la plataforma de redes sociales fortaleció su política contra videos manipulados y falsificaciones.

Con ayuda de más de 50 expertos mundiales en política, medios, leyes, así como técnicos y académicos, Facebook mejoró su método para la detección de contenidos manipulados, informó Monika Bickert, vicepresidenta y gerente de política global de la empresa, en un comunicado.

“En el futuro, eliminaremos los contenidos manipulados para ser engañosos si cumplen con los siguientes criterios: si se han editado de manera que probablemente induciría a pensar que un sujeto en el video dijo algo que en realidad no dijo y si como producto de la fusión de inteligencia artificial o el aprendizaje autónomo un video se reemplaza o sobrepone al contenido original, haciendo que parezca auténtico”, señala el documento.

Algunas muestras de videos manipulados se dieron a conocer desde 2017, cuando en la red comenzaron a circular videos pornográficos que utilizaban el rostro de actrices de Hollywood sobre los cuerpos de mujeres que trabajan en la industria audiovisual para adultos. 

Lee: Este es el sitio que utiliza inteligencia artificial para crear rostros falsos

Los casos más recientes de manipulación de videos, llamados en inglés deepfake, son los que presentan a políticos como Nancy Pelosi, presidenta de la Cámara de Representantes en Estados Unidos, y Barack Obama, expresidente de ese país, en videos ralentizados para que parezca que Pelosi estaba en estado de ebriedad o sustituyendo el diálogo original, en el caso de Obama.

Con el combate a la difusión de estos videos falsos, la empresa de redes sociales trata de prevenir otra situación como la que atravesó en las elecciones pasadas, cuando Hillary Clinton y Donald Trump buscaban la presidencia de Estados Unidos hace cuatro años. Después de un año de investigación, la Comisión Federal de Comercio de Estados Unidos ordenó a Facebook pagar una multa por 5,000 millones de dólares (mdd) por mal manejo de información privada de sus usuarios.

La empresa de minería de datos Cambridge Analytica accedió a datos de entre 270,000 y 50 millones de personas a través de Facebook, que no dieron su consentimiento explícito para que se recabara información que fue usada para tratar de influir en la preferencia de los votantes. Al mismo tiempo, ocurría la votación por refrendar la salida de Reino Unido de la Unión Europea, conocido como Brexit.

Lee: Falso Obama muestra los riesgos de la inteligencia artificial

“Debe existir una ponderación de derechos. Por una parte, como plataforma debe colaborar para que no se distribuyan noticias falsas, mucho menos aceptar pagos por ello, porque crea desinformación y afecta la calidad de la democracia. Por otro lado, existe la libertad de expresión”, señaló Jorge Bravo, director general de la consultora Digital Policy & Law. 

Facebook lo tiene en cuenta. “Esta política no se extiende al contenido que es parodia o sátira, o video que ha sido editado únicamente para omitir o cambiar el orden de las palabras”, señaló en un comunicado. 

Este anuncio cobra relevancia porque Facebook es la red social más consultada en Estados Unidos. Hasta septiembre del año pasado, la plataforma propiedad de Mark Zuckerberg era consultada por 90.9% de las personas con un dispositivo móvil en ese país. Le siguen Instagram, con 64.9% y Facebook Messenger, 56.9%, también de su propiedad, luego Twitter, con 43.6% y Pinterest con 35.8%, de acuerdo con cifras del portal Statista.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Ingrese su nombre