Desarrollan una báscula que pesa células pero, ¿para qué?
Martin Oeggerli/micronaut.ch/ETH Zurich/University of Basel/Nature

Un grupo de investigadores de la Escuela Politécnica Federal (ETH) de Zúrich, Suiza, liderado por el biofísico español David Martínez, desarrolló un diminuto dispositivo capaz de medir el peso de las células vivas individuales.

El aparato está compuesto por un diminuto brazo de silicio recubierto de colágeno unido a una base que convierte al objeto en una balanza oscilante miniatura. Con ayuda de láseres, el sistema registra la masa y tamaño de la carga que suele oscilar entre 2 y 3 nanogramos.

Pero, ¿por qué es esta mini báscula tan importante?

Las células son el elemento de menor tamaño que puede considerarse vivo. Éstas son capaces de crear organismos tan complejos como nosotros, los seres humanos.

De alguna manera, saben qué tan grandes deben ser nuestros órganos y nuestras extremidades, por ejemplo, y cuando esto falla, aparecen diferentes condiciones extraordinarias. ¿Qué mecanismo es ese?

La pequeña balanza de Martínez y su equipo puede ayudar a resolver ésta y otras cuestiones fundamentales en biología y medicina al permitir a los expertos monitorear una sola célula en tiempo real mientras cambia de masa o tamaño.

Las medidas se registran en periodos que van desde unos pocos milisegundos hasta varios días, dependiendo del experimento que se quiera llevar a cabo, como el análisis de la división o el ciclo celular o ver lo que sucede cuando una célula es infectada con un virus.

La báscula ya ha permitido a los científicos descubrir que el peso de las células vivas fluctúa, entre un 1 % y 4%, de forma continua y rápida, en cuestión de segundos, y que esto está relacionado con funciones como el transporte de agua y el metabolismo celular.

El sistema y sus resultados fueron publicados en la revista especializada Nature.

“Estoy convencido de que esta tecnología abrirá nuevos caminos para entender en profundidad la fisiología celular y de que permitirá establecer nuevas técnicas diagnósticas”, afirmó el biofísico español. Se trata de “un avance que puede salvar vidas”.

Además de estos avances, la imagen de una célula sobre la diminuta balanza fue una de las 14 elegidas por Nature dentro de sus mejores fotografías científicas de 2017.

CON INFORMACIÓN DE AGENCIA SINC

Niño regenera el 80% de su piel gracias a células madre transgénicas

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Ingrese su nombre