Así es el ‘cerebro’ de los robots de FIRST Global Challenge 2018
Andrea López

Cerca de 700 jóvenes de más de 180 países participan del 16 al 18 de agosto en la Olimpiada de Robótica FIRST Global Challenge 2018 que tiene lugar en la Ciudad de México.

Tras clasificar al evento mundial, cada uno de los 192 equipos competidores tuvo que diseñar, construir y programar su propio robot, con el cual se enfrentan durante estos tres días a los de sus similares de otras partes del mundo.

Para ello, se entregó a cada grupo un kit el cual, entre otros objetos y herramientas, incluyó el ‘cerebro’ de estos robots. Se trata de una tarjeta DragonBoard 410C de la tecnológica Qualcomm, la cual tiene base en un procesador de la serie Snapdragon 400.

Ésta cuenta con un poder de procesamiento avanzado, Wi-Fi, conectividad Bluetooth y GPS, todo empaquetado en una pequeña placa del tamaño de una tarjeta de crédito.

La DragonBoard 410C está diseñada para admitir el desarrollo rápido gracias a su software, según explicó Ricardo Anaya, product manager de la compañía, en entrevista con Tec Review.

“Ésta es una plataforma de desarrollo. Lo que hicimos es habilitarla para que pueda ser utilizada inmediatamente, para que los usuarios, en este caso los participantes del mundial de robótica, no tengan que empezar de cero”, explicó. “Ya está para que nada más empiecen a probar funciones, a medir sensores, a prender el motor, porque ya tienen la base”.

De acuerdo con Anaya, la tarjeta es ideal para proyectos de educación o para la creación de prototipos. “Si la compras, por ejemplo en Amazon, en cuando la recibes puedes empezar a ocuparse en casa o en tu salón de clases. Es ideal para quienes apenas empiezan en el mundo de la robótica, por mencionar un caso”.

Para todos aquellos interesados en iniciarse en la creación de tecnología, el product manager recomienda hacerse de la DragonBoard 410C y registrarse en Qualcomm Developers. “Entras, registras tus datos y puedes acceder a diferentes kits basados Wi-Fi o en Bluetooth, los hay para un automóvil, para una cámara de alta definición, para smartwatches, entre muchos otros. Hay cerca de 25 kits”.

“Ahí mismo puedes comprarlos, obtener el código y acceder a foros para empezar a crear”, agregó. “Esta es una de todas las plataformas que tenemos, pero es la más sencilla, la más abierta, la más fácil de utilizar. Es muy amigable pero también es muy poderosa. Puedes controlar un robot, hacer procesamiento de imágenes, detección facial, infinidad de cosas”.

De acuerdo con Ricardo Anaya, Qualcomm es patrocinador y aliado de FIRST, la organización que creó esta Olimpiada de Robótica, desde hace 12 años, “aportando recursos, ingenieros, voluntarios y principalmente proveyendo estas tarjetas”.

El objetivo de la compañía con esta participación es fomentar el interés entre niños y jóvenes en las carreras STEM (Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas), preocupados por el futuro.

“Los estudiantes que están aquí están haciendo cosas que sus papás o sus abuelos veían muy lejanas, inalcanzables. Ahora existe un nuevo ecosistema que está generando una nueva generación de futuros desarrolladores de una nueva aplicación, un nuevo gadget, un nuevo hardware, por eso queremos que conozcan lo que hacemos”, comentó.

“Además, parte dé es que eventualmente alguno de ellos llegue a trabajar con nosotros, o se convierta en un cliente de nosotros, o desarrolle un producto utilizando tecnología de nosotros. Por eso nos es tan importante”, concluyó.

México inicia con el ‘pie derecho’ su participación en Olimpiada de Robótica

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Ingrese su nombre