El incendio de la catedral de Notre Dame tendrá una serie estilo 'Chernobyl'
AFP

Un violento incendio golpeó la emblemática catedral de Notre Dame de París, uno de los monumentos más visitados de Europa, provocando el derrumbe de su aguja y sumiendo al centro de la capital francesa en una espesa cortina de humo.

Es por eso que te compartimos 6 curiosidades de uno de los más grandes símbolos de la cultura europea.

Su arquitectura

La catedral de Notre Dame o Nuestra Señora de París, representa al estilo gótico francés en todo su esplendor. Comenzó a construirse en el año 1163, y desde entonces, es una referencia fundamental de la cultura occidental. La catedral tiene dos torres de 69 metros en su fachada.

En la historia de Francia

La historia de Francia está llena de hechos que cambiaron el curso de la humanidad. Y la catedral de Notre Dame fue testigo de ello. Por ejemplo, la beatificación de Juana de Arco se realizó en la catedral parisina, en 1909.

Otros actos importantes fueron la coronación de Enrique VI de Inglaterra en 1429 y la misa Réquiem de Charles de Gaulle. Aquí también tuvo lugar la coronación de Napoleón Bonaparte en 1804.

AFP

Intento de destruirla

Ya en el siglo VI se levantó un templo en el lugar en el que hoy está la catedral. Sin embargo, 600 años después, el obispo Maurice de Sully decidió derribarlo. En 1163, apenas tres años más tarde, Luis VII ordenó que se construyera de nuevo con el aspecto que luce hasta el día de hoy.

Sin embargo, la historia no terminaría aquí, pues durante la Revolución Francesa fueron robados y destruidos muchos de sus tesoros. Una vez más, en el año 1871, intentaron quemar la catedral, aunque no lo lograron por completo, tan solo en el interior.

Las gárgolas

La función principal de las gárgolas consiste en evacuar el agua de los tejados en épocas lluviosas. Muchas de las leyendas de la catedral giran en torno a sus gárgolas. Una de las más llamativas es la que tiene que ver con la muerte de Juana de Arco.

El órgano, de Aristide Cavaillé-Coll

El órgano principal de la catedral es un destacado instrumento, obra de Aristide Cavaillé-Coll en su mayor parte; posee una caja adornada con autómatas. La plaza de organista titular de Nôtre Dame es uno de los más altos honores a los que puede aspirar un músico. Entre los que la han ocupado destaca Louis Vierne, que fue organista entre los años 1900 y 1937.

La inspiración de grandes

Su longitud es imponente: 5500 metros cuadrados en su totalidad, una planta cruciforme de cinco naves y doble deambulatorio. Pero su valor simbólico es aún inconmensurable. Basta con citar, por ejemplo, al escritor Víctor Hugo, cuando escribió en la novela Nuestra Señora de París de 1831 que “la catedral no era sólo su compañera, era el universo; mejor dicho, era la Naturaleza en sí misma”.

Con información de MiViaje.com

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Ingrese su nombre