Carlos Cortés, la historia detrás del EXATEC que ganó un Oscar