problemas de México en el Día Mundial del Agua
En todo el mundo, los estragos de la falta de agua son visibles ojos. (Foto: Raúl Arboleda / AFP)

Sequía en el Valle de México, en las presas del norte del país, incendios forestales por el cambio climático. En México, ¿el futuro nos alcanzó? Te contamos más en este Día Mundial del Agua.

Un desbalance de raíz

Según información del Consejo Consultivo del Agua, en México, la distribución no coincide con los lugares donde vive la gente.

El volumen de agua renovable promedio en el país per cápita es de 4.028 metros cúbicos por habitante por año.

Sin embargo, existen diferencias sustanciales entre el sureste y el norte del territorio: se observan áreas con gran escasez de agua y regiones con frecuentes eventos hidrometeorológicos que significan costosas inundaciones y afectación de asentamientos humanos e infraestructura.

En la zona centro–norte del país se concentra 27 % de la población, se genera 79 % del PIB y se cuenta –solamente– con el 32 % del agua renovable. En cambio, en la zona sur donde existe el 68 % del agua el país, se asienta 23 % de la población y se genera 21 % del PIB.

La mala calidad del agua superficial limita su aprovechamiento, se estima que 22.7 % del agua superficial se encuentra contaminada o fuertemente contaminada.

Sobreexplotación

Según información del gobierno federal, de los 653 acuíferos, 106 se encuentran sobreexplotados, especialmente en zonas de interfase agrícola y urbana, lo que plantea un horizonte previsible de agotamiento y la contaminación por minerales naturales que significan graves problemas de salud pública (por ejemplo, arsénico).

Por su parte, el Consejo Consultivo advierte que la mayoría de los organismos operadores de sistemas de agua para servicio público son ineficientes y opacos; funcionan con criterios políticos y, además, no están debidamente profesionalizados.

En las ciudades se desperdicia alrededor de 40 % del agua, por fugas en las redes de abastecimiento y distribución y tomas domiciliarias.

2021, con mal panorama

La Central Campesina Independiente alertó que el nivel de agua para riego agrícola almacenada actualmente en las 210 presas es del 48.1 %, menor al año pasado, limitará la producción de maíz en el año agrícola 2021.

“La baja disponibilidad de agua, traerá como consecuencia una disminución en la producción agrícola que impactará con mayores volúmenes de importación de granos básicos durante el presente año”, advierte la organización.

Y ¿qué pasa con los incendios forestales?

En este año es probable que se registre una cifra importante de incendios forestales en México, estimó Christoph Neger, investigador del Instituto de Geografía de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), quien recordó que mientras en 2020 la incidencia fue menor, en 2019 fue alta.

Dijo que, por lo general, los incendios en áreas tropicales de México, (en el sureste) se relacionan con el fenómeno de El Niño, mientras que para el norte se vincula con La Niña. El primero representa mayor riesgo, sobre todo en los bosques tropicales del sureste.

Son un fenómeno que ocurre a nivel global, se registran en todos los continentes de manera natural, con excepción de la Antártida.

Con anterioridad sucedían por rayos, los estudios indican que con el cambio climático el riesgo de incendios aumentará en diversas partes del mundo, “esto ocurre cuando las temporadas de secas se vuelven más largas e intensas”.