Sin Trump y sin público: así será la extraña toma de posesión de Joe Biden