innovación es clave contra la pandemia
En México aún falta avanzar en trámites digitales. (Foto: iStock)

La pandemia generó una disrupción en todos los sectores, entre ellos en la industria farmacéutica, que si bien ha estado trabajando a toda velocidad en la búsqueda de la vacuna y tratamientos para la Covid-19, también ha tenido que adaptarse a la “nueva normalidad”.

Clara Sánchez, de la Asociación de Laboratorios Farmacéuticos de Investigación y Desarrollo (AFIDRO) de Colombia, cuenta que el primer reto fue pasar de la presencialidad a la virtualidad, pues convencer a los profesionales de la salud (y a los usuarios) de aprovechar las tecnologías, como la telemedicina, se convirtió en un desafío importante y necesario.

“En la industria, fueron adaptando otros mecanismos para que no se vean desprotegidos pacientes, ya sea en continuidad tanto con nuevos tratamientos. Estamos en un proceso de solo retos, y vendrán muchos más adelante, porque esta nueva realidad va a continuar, pero también consideramos que la virtualidad llegó para quedarse en términos de estudios clínicos, en términos de la misma actividad que pueda desarrollar la industria”, dijo.

Te puede interesar: Los retos de México para vacunar contra la Covid-19

La relación virtual

Esta “virtualidad” no solo implica a profesionales y pacientes, se extendió también a las relaciones con los reguladores, con los gobiernos y con otros organismos del sector y de otros países. Así como en la forma en la que se estaban realizando los trámites y, sobre todo, los tiempos.

En Colombia, explicó Sánchez, lo que hizo el Ministerio de Salud fue expedir medidas especiales o reglamentaciones especiales vigentes durante la pandemia, en algunos casos se flexibilizaron requerimientos para que pudieran entrar dispositivos médicos y medicamentos de manera acelerada; hacer seguimiento estricto en tema de desabasto, en medicamentos de control especial, y hubo casos en el que el Fondo Nacional de Estupefacientes aprobó en dos o tres horas solicitudes, lo que casi nunca pasaba.

“El éxito ha sido que fueran rápidos y eficientes, y también la expedición de normas que pudieran garantizar esa efectividad y esa eficiencia de todas las prioridades para no vernos descubiertos de medicamentos y que los pacientes estén bien o que lo que requieran lo tengan disponible”, comentó.

Fernando Fon, director de Asuntos Médicos y Regulatorios de la Asociación Mexicana de Industrias de Investigación Farmacéutica (AMIIF), comenta que en el caso de México, la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) puso en su página algunas disposiciones, pero sigue habiendo muchas áreas de oportunidad en el tema.

“Nos hace falta tener una herramienta digital que permita el seguimiento de todos los trámites, todas las solicitudes, hay una prioridad con la pandemia, pero también hay personas con cáncer, con diabetes que necesitan sus tratamientos, y no podemos detener esa necesidad para atender solamente una que Covid-19”, refirió.

De acuerdo con Fon, la innovación es la herramienta que nos va a ayudar a salir adelante porque ayuda a maximizar las capacidades, lo que viene a partir de la suma de capacidades individuales. “Eso nos va a permitir siempre encontrar en la innovación, el camino, la herramienta que nos permita vencer la adversidad”, señaló.

En el terreno de la salud, comentó, hay desarrollos en el sector farmacéutico, que vienen acompañados de la tecnología.

“Se ha estado hablando del tema de la salud digital, telemedicina, incluso los estudios clínicos ahora se están viendo enriquecidos por el análisis de algo que le llaman big data, la ciencia de los datos, que nos sistematizar información de manera ágil y precisa y que ayuda a toma de decisiones científicas, sanitarias, a partir de lo que hacemos, con dispositivos en la mano”, afirmó. (Ariadna Ortega / Expansión)