El primer monumento que rinde homenaje a las víctimas de la pandemia