Larousse, al rescate de las plantas silvestres