Luke, la prótesis que puede agarrar un huevo sin romperlo