Investigadores hallan pistas en cerebros sobre el ‘ataque sónico’ de Cuba