Así es como un ambiente laboral aburrido afecta tu cerebro