China ‘declara la guerra’ a los dispositivos anticensura en internet