Pronto podrás monitorear tus neuronas para detectar un resfriado