La Tierra alcanza temperatura más alta en 115 mil años