El quinto poder, las redes sociales: Gloria Álvarez