Cambio climático, un problema lejos de resolverse