Líderes mundiales comen ‘basura’ en la Asamblea de la ONU