news.llu.edu

(Notimex) – Un nuevo sistema de estimulación cerebral profunda (DBS, por sus siglas en inglés) fue implantado con éxito para atención del Parkinson en un paciente de 81 años, en el Centro Médico de la Universidad de Loma Linda, Estados Unidos, proceso en el cual participó un mexicano.

Se trata de Miguel Ángel López González, egresado de Medicina de la Universidad Autónoma de Aguascalientes (UAA), el neurocirujano, que actualmente radica en California, expuso que este dispositivo es el de mayor innovación y permite la modulación o modificación de parámetros de estimulación cerebral.

Lee: Aparato debajo de la piel, una nueva opción contra el Parkinson

El cirujano mexicano señaló, en un comunicado, que se ampliaron los beneficios para este paciente, además de que su batería tiene una mayor durabilidad, incluso de hasta más de 20 años aproximadamente, minimizando futuras intervenciones quirúrgicas.

Este DBS funciona como un marcapasos para el cerebro y ayuda al combate de los síntomas del mal de Parkinson. Sin embargo, aún son muy escasas las intervenciones para su implementación, en gran parte por la exigencia de conocimiento y precisión técnica que representa esta cirugía.

En este sentido, López González manifestó que su formación en la UAA le brindó las bases necesarias para emprender y competir en diferentes espacios de educación superior, como especialidades y subespecialidades, pero también en el campo clínico, por lo que destacó la calidad de los docentes de la institución educativa.

Por si no lo viste: Invento chino ayuda a personas con Parkinson a comer con tranquilidad

El neorocirujano enfatizó el potencial con el que cuenta el país para la atención de diferentes enfermedades y añadió que la investigación clínica debe virar hacia campos distantes del desarrollo farmacológico pues, incluso en el área industrial, se han reconocido sus limitantes.

Al referirse a su trayectoria como neurocirujano y en el combate al Parkinson, el egresado de la UAA señaló que aproximadamente un millón de personas presenta dicho padecimiento en Estados Unidos y alrededor de 10 millones a nivel mundial.

Algunos síntomas de este padecimiento son lentitud o pérdida de los movimientos espontáneos y voluntarios, así como rigidez e inflexibilidad inusual en una extremidad y otras partes del cuerpo, también temblor en reposo o movimiento incontrolable que afecta una extremidad cuando está en reposo y desaparece durante un movimiento voluntario.

TE RECOMENDAMOS:

La clave para frenar el parkinson está en los tiburones

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Ingrese su nombre